El blazer fue diseñado por y para el hombre, fue Coco Chanel quien lo introdujo en la moda de los años 20 como prenda femenina, combinada con falda plisada, camisa y corbata. Hoy es un básico con independencia propia que se adapta tanto al día como a la noche . Su versatilidad, entallado, oversize, largo, corto, con estampados o de smoking, hace que sea una prenda omnipresente en las pasarelas, como los blazers masculinos de Stella McCartney, y es un must del street style. Es muy común ver a las celebrities con un blazer ya sea en una fiesta o como look casual mañanero. En una de sus apariciones Charlize Theron da en el blanco con un blazer boyfriend y un vestido estampado muy femenino, igualmente, Anne Hathaway combina a la perfección un blazer oversize con unos shorts del mismo tejido y unos zapatos de fiesta.

El blazer de mujer: para el día, para la noche, para ti

Existe una gran variedad de modelos de blazers de mujer, tejidos y colores, pero un básico que no debe faltar es un blazer negro como prenda estrella, lo podrás combinar de mil maneras, pero nos encanta sobre una camiseta blanca, unos pantalones slim fit o unos jeggins y como detalles un shopping bag y unas zapatillas blancas. Atrévete con el boho o bohemian look, simplemente tienes que utilizar los complementos adecuados para que todo el conjunto encaje, por lo que te proponemos vestir un vestido largo hippie con un blazer y completamos el look con un sombrero de lana y un fular. Y para salir de fiesta, un blazer oversize cruzado de color gris sobre camisa blanca, con unos shorts de piel negro y unos peeptoes te dará un resultado elegante y original. Un último consejo, no olvides nunca dejarte el blazer siempre abierto.

Completa el look